Señora Ministra de Cultura, en el traspaso del Edif del Hotel Costa Rica existen serias anomalías.

 

Estimada señora Sylvie Durán Salvatierra, Ministra de Cultura y Juventud.

Es para el suscrito, un verdadero honor dirigirme a tan estimable dama, no sin antes, enviarle un saludo cordial.

Con relación a la nota que envía Usted a un servidor -fechada 17 de los corrientes- y, conjuntamente al Señor Fiscal General de la República Lic Jorge Chavarría Guzmán, la cual tiene como encabezado lo siguiente, he de indicarle:

“En atención a los hechos denunciados vía correo electrónico enviado por el señor Roberto Mora Salazar el pasado 12 de junio de 2017, y en aras de desmentir las infundadas acusaciones realizadas en mi contra, me permito  informarles lo siguiente:

  1. Las cédulas jurídicas mencionadas en este mensaje por el señor Mora Salazar (N°3-101-101791 y N°3-102-001791), a pesar de la coincidencia de nombre en su razón social con el Gran Hotel Costa Rica, no corresponden al actual propietario de este inmueble patrimonial.
  2. La cédula jurídica del actual propietario, según consta en los archivos del Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio es la 3-101-667893. Esta es la persona jurídica que se encuentra formalmente registrada ante el Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio como el actual propietario, según consta en el formulario con número de consecutivo No. 119-2016, presentado por la sociedad 3-101-667893 S.A., el 10 de octubre de 2016; momento en el que se solicita autorización para la actual intervención que se lleva a cabo en el Gran Hotel Costa Rica.
  3. Al momento de presentación del citado formulario, e inclusive, al momento en que se otorga la respectiva autorización para la actual intervención, el MCJ constató que la sociedad 3-101-667893 S.A. se encontraba al día con las obligaciones ante la Caja Costarricense del Seguro Social”.

 

Con todo respeto he de comentarle que, me extraña sobre manera que tanto Usted, como el Departamento Legal del Ministerio de Cultura y Juventud, no estén al tanto de lo que nuestro ordenamiento jurídico y normativa vigente rezan:

Según el Artículo 30 de la Ley Constitutiva de la Caja Costarricense de Seguro Social indica:

Artículo 30.-

(…)

En caso del traspaso o arrendamiento de una empresa de cualquier índole, el adquiriente o arrendatario responderá solidariamente con el trasmitente o arrendante, por el pago de las cuotas obreras o patronales que estos últimos fueren en deber a la Caja en el momento del traspaso o arrendamiento. Para que la Caja recupere las cuotas que se adeuden, se procederá de acuerdo con lo dispuesto en el penúltimo párrafo del artículo 53 de esta ley.

A pesar de que, tanto el patrono GRAN HOTEL COSTA RICA, S.A. (3-101-1791), como GRAN HOTEL COSTA RICA SRL, (3-102-001791) son la misma persona, he de comentarle, que el artículo 51 de la misma Ley, indica:

Artículo 51.-

Las personas jurídicas, las entidades o colectividades que constituyan una unidad económica, dispongan de patrimonio y autonomía funcional, aunque estas últimas tengan o no personalidad jurídica, responderán solidariamente por las acciones o las omisiones violatorias de esta ley, cometidas por los representantes en el ejercicio de sus funciones.

Además de lo expuesto, el artículo 74 de la misma Ley dice:

Artículo 74.-

Los patronos y las personas que realicen total o parcialmente actividades independientes o no asalariadas, deberán estar al día en el pago de sus obligaciones con la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), así como con otras contribuciones sociales que recaude esta Institución conforme a la ley.  Para realizar los siguientes trámites administrativos, será requisito estar inscrito como patrono, trabajador independiente o en ambas modalidades, según corresponda, y al día en el pago de las obligaciones

3.- Participar en cualquier proceso de contratación con la Administración Pública, central o descentralizada, con empresas públicas o con entes públicos no estatales, fideicomisos o entidades privadas que administren o dispongan, por cualquier título, de fondos públicos.

En todo contrato con estas entidades, incluida la contratación de servicios profesionales, el no estar inscrito ante la Caja como patrono, trabajador independiente o en ambas modalidades, según corresponda, o no estar al día en el pago de las obligaciones con la seguridad social, constituirá causal de incumplimiento contractual.  Esta obligación se extenderá también a los terceros cuyos servicios subcontrate el concesionario o contratista, quien será solidariamente responsable por su inobservancia.

Artículo 74 bis.-

Para efectos de lo dispuesto en el artículo anterior, se entenderá que se encuentran al día en el pago de sus obligaciones con la seguridad social, quienes hayan suscrito un arreglo de pago con la CCSS que garantice la recuperación íntegra de la totalidad de las cuotas obrero-patronales y demás montos adeudados, incluyendo intereses, y estén al día en su cumplimiento.  Lo anterior, siempre que ni el patrono moroso, ni el grupo de interés económico al que pertenezca, hayan incumplido ni este ni ningún otro arreglo de pago suscrito con la CCSS durante los diez años anteriores a la respectiva contratación administrativa o gestión.

Así las cosas, ha sido costumbre por parte de patronos inescrupulosos, cuando una de sus razones sociales tienen adeudos con nuestra Seguridad Social, conformar otra nueva, para así, -según ellos- burlar el pago adeudado. Se ha dado el caso, que constituyen una y otra y otra, con el fin de tratar de eludir su responsabilidad social, sin embargo, gracias a la Reforma del Artículo 74 publicada en la Gaceta Nº 46 del 7 de marzo del 2011, a estos malos ciudadanos y enemigos de la Salud Pública, se les cayeron todos esos argumentos.

Por supuesto señora Ministra, en ningún momento me estoy refiriendo a los propietarios de la razón social 3-101-667893, S.A.

Pongo de su conocimiento, que esta nota la estoy copiando al Señor Fiscal General de la República, Lic Jorge Chavarría Guzmán, para que de oficio se investigue en el REGISTRO NACIONAL DE LA REPÚBLICA, el por qué, aparentemente, de manera irregular y anómala, se permite que las razones sociales, Gran Hotel Costa Rica, S.A y Gran Hotel Costa Rica, SRL estando en calidad de morosidad, se le llevó a cabo un traspaso que, a todas luces era ilegal, ya que la Ley específicamente lo dice:

Artículo 74.-

(…)

Los patronos y las personas que realicen total o parcialmente actividades independientes o no asalariadas, deberán estar al día en el pago de sus obligaciones con la Caja Costarricense de Seguro Social, conforme a la ley. Para realizar los siguientes trámites administrativos, será requisito estar al día en el pago de las obligaciones de conformidad con el artículo 31 de esta ley.

  1. (…)
  2. En relación con las personas jurídicas, la inscripción de todo documento en los registros públicos mercantil, de asociaciones, de asociaciones deportivas y el Registro de Organizaciones Sociales del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, excepto los expedidos por autoridades judiciales.
  3. (…)
  4. (…)

Ahora bien Doña Sylvie, la insto nuevamente de manera atenta y respetuosa, a que detenga los trabajos que se están realizando en el Edificio del Gran Hotel Costa Rica, hasta que estas diferencias sean aclaradas de manera transparente y cristalinas.

 

Atentamente;

 

Roberto Mora Salazar

Céd: 1-396-099

Cel: 8340-4504

Correo electrónico: [email protected]

19 de junio de 2017

http://robertomorasalazar.ticoblogger.com/

Imagen de perfil de Roberto Mora Salazar
Sígueme

Roberto Mora Salazar

Cobrador de la Caja en Ticoblogger
Un ciudadano preocupado por las grandes deudas de algunos políticos y/o empresarios ante nuestra seguridad social.
-
"El mejor cobrador de la CCSS es un ‘bloguero’ que no trabaja allí" . Nacion.com
Imagen de perfil de Roberto Mora Salazar
Sígueme